Media: 5 (2 votos)

10 años de AEPap

Diez años de AEPap. Parte III. Vocación de formación, compromiso de calidad

Autores:

Morell Bernabé JJa

aPediatra. CS Zona Centro. Badajoz. España. Coordinador de la web Familia y Salud .

Correspondencia: JJ Morell. Correo electrónico: juanjose.morell@gmail.com

Referencia para citar este artículo:

Morell Bernabé JJ. Diez años de AEPap. Parte III. Vocación de formación, compromiso de calidad. Rev Pediatr Aten Primaria. 2010;12:523-37.

Publicado en Internet: 30/09/2010

Nota:

Con la colaboración de: Isabel Mora Gandarillas (fue vicepresidenta y responsable del Área de Formación de la AEPap); Ángel Hernández Merino (director de la Revista Pediatría de Atención  Primaria), José Luis Montón Álvarez y Francisco Hijano Bandera (coordinadores del Curso de Actualización); Daniel Sánchez Martínez (Exlibris Ediciones); J. Cristóbal Buñuel Álvarez (director de la revista Evidencias en Pediatría); Antonio Jiménez Cortés (coordinador de FAMIPED); Carmen Villaizán Pérez (directora de FAPap); y Javier Soriano Faura (coordinador y editor del PSI).


“Dime y lo olvido, enséñame y lo recuerdo, involúcrame y lo aprendo.”
(Benjamin Franklin)

Introducción

Uno de los principales objetivos de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) es el de fomentar y mejorar la formación de los pediatras de Atención Primaria (AP) y promover la docencia e investigación en este campo1. Y, sin duda, este ha sido uno de sus grandes logros en estos 10 años de andadura.

Las encuestas de situación de la Pediatría de Atención Primaria (PAP) de entonces2-4 revelaban que la principal demanda de los pediatras de AP era la de poder optar a una formación continuada adaptada a sus necesidades de trabajo y a los problemas de salud prevalentes en este medio.

Y así, muchas de las agrupaciones de pediatras repartidas por todo el país, y que fueron el germen del que surgió AEPap, habían crecido en torno a actividades de formación propias.

Además, hasta ese momento existía una dependencia científica y formativa del hospital. Pero fueron muchos los pediatras que, tras el período de formación MIR y trabajando en los centros de salud, asumieron los principios de la AP y contribuyeron a dignificar este nivel asistencial e incrementar los resultados en salud de la población infantil.

Las asociaciones regionales y los grupos de trabajo recién constituidos en torno a la AEPap, su página web, la Revista Pediatría de Atención Primaria (RPAP), consiguieron aglutinar a esta ingente “masa gris” dispersa por la geografía de todas las comunidades autónomas, y que trabajaban en centros urbanos o rurales, grandes o pequeños, etc., le otorgaron la oportunidad de promoción profesional y se convirtieron en un estímulo para el desarrollo de una formación de calidad, realizada desde y para la Pediatría de AP, dotada de rigor científico y con un gran sentido práctico.

En octubre de 2002 se firma el acuerdo de colaboración entre la AEPap y Exlibris Ediciones por el que la RPAP se convierte en publicación oficial y órgano de expresión de la AEPap. Y un año después se celebra en Madrid el 1.er Curso de Actualización en Pediatría de Atención Primaria, principal seña de identidad de la vocación de formación y el compromiso de calidad adquirido por la AEPap.

Plan de formación continuada

En este momento se incorpora a la Junta Directiva de la AEPap Isabel Mora, quien asume la tarea de organizar una estructura formativa sólida dirigida a los pediatras de AP, adaptada a sus necesidades, rigurosa, práctica, acreditada y sostenida en el tiempo, en la que tengan cabida todos aquellos pediatras de AP y demás profesionales relacionados, con capacidad docente e inquietudes por áreas o temas de nuestro interés.

En marzo de 2004 se presenta el Plan de Formación Continuada de la AEPap5, con la intención de ofrecer una permanente actualización de aquellos temas que interesan a los pediatras de AP, rentabilizar y difundir todos los recursos formativos existentes que favorecen su formación continuada, y crear una red de colaboradores docentes comprometidos con nuestro colectivo.

Se trata de un plan abierto a la participación de todos, en el que cualquier pediatra puede expresar sus preferencias de formación y donde colaboran las asociaciones regionales y grupos de trabajo de la AEPap. Así, fuimos tejiendo nuestra red de contactos y completando una base de datos de colaboradores docentes, muchos de ellos pediatras poco conocidos fuera de sus lugares de trabajo, que aún hoy siguen participando en nuestras actividades formativas.

Otro de los hitos más importantes de esta etapa lo constituye, sin duda, la elaboración del Código de Responsabilidad Ética de la AEPap en relación con la Industria6 que fue aprobado en junio de 2005 y asumido por todos los grupos de trabajo y secciones de la AEPap y todas las asociaciones federadas que la integran.

De esta forma, la AEPap inicia una política de autorregulación en asuntos tan sensibles como la relación con la industria relacionada con la salud (IRS), marcada por la transparencia y el compromiso ético y científico, y que impregnará todas las actividades y trabajos elaborados por la AEPap.

Curso de actualización

El Curso Anual de Actualización en Pediatría de AP surge en el año 2003 para dar respuesta a las necesidades de formación de los pediatras de AP, como profesionales de base y proveedores directos de los servicios de salud. Su seña de identidad es la utilización de una metodología docente en la que destacan los procedimientos prácticos, con un alto grado de aplicabilidad, orientados a resolver la mayoría de los problemas de salud prevalentes y desarrollar las competencias propias del perfil profesional del pediatra de AP.

La decisión de realizar un Curso de Formación de estas características se toma en la reunión de la Junta Directiva de la AEPap celebrada en Madrid en octubre de 2002, con los siguientes fines:

  • Cubrir el vacío formativo existente en el ámbito de la Pediatría de AP.
  • Desarrollar una imagen propia de la AEPap, en la que prime la formación de calidad y eminentemente práctica para el pediatra de AP, en comparación con los congresos tradicionales de otras sociedades científicas.
  • Y, también, poder disponer de fondos que permitan crecer a la AEPap y financiar su página web, www.aepap.org.

No fue una decisión sencilla, ya que nuestra asociación estaba organizándose y no disponía de financiación segura; aunque no había duda de la vocación de formación de la AEPap como objetivo prioritario, y de que este era el paso necesario para seguir creciendo.

El primer Curso de Actualización en Pediatría de la AEPap (este fue su nombre) se celebró en octubre de 2003 en el pabellón docente del Hospital Gregorio Marañón de Madrid. Se había elaborado un programa dedicado a los problemas prevalentes de salud en Pediatría de AP, fundamentado en talleres prácticos para dotar a los pediatras de habilidades y herramientas útiles para su práctica diaria. Talleres como los de Vendajes funcionales, Ortopedia, Educación en asma, Exploración oftalmológica, Entrevista clínica, Búsquedas bibliográficas, RCP básica, y un largo etcétera, significaron una oferta formativa novedosa para muchos pediatras de AP y la clave de su éxito posterior.

Fue un curso hecho artesanalmente, con el trabajo, ilusión y dedicación de los compañeros que formaron parte de sus comités organizador y científico, todos ellos pediatras de AP, dirigidos por un incansable Ángel Hernández, y la ayuda y consejos del equipo de Exlibris Ediciones. Fueron unos meses de actividad frenética, vividos con ansiedad por la falta de experiencia pero superados por el entusiasmo y motivación de todos los implicados (tanto del grupo organizador como de los que participaron en calidad de ponentes).

Aunque el curso no comenzó bien debido a una tormenta de viento y agua que dificultó la llegada de las autoridades y deslució el acto inaugural, sí estuvieron los que tenían que estar: 354 pediatras de AP procedentes de todos los rincones de España, que valoraron y siguen valorando muy positivamente los contenidos y la calidad del Curso.

A pesar de nuestras incertidumbres y de los recelos que suscitó a nuestro alrededor, y de no pocas dificultades para su organización y financiación, el Curso de Actualización de la AEPap alcanza este año la 8.ª edición, y se ha convertido en su valor más cotizado y en una cita insustituible e imprescindible en la agenda formativa de los pediatras de AP de nuestro país.

Las claves del éxito del curso se basan en sus contenidos y su metodología de aprendizaje, que persigue potenciar la participación activa del alumno (“me dejas que lo haga y lo aprendo”); en el rigor y el trabajo de selección que realizan los comités científico y organizador; en la meticulosidad y supervisión de todos los detalles organizativos; y en la suma de ideas y esfuerzos de muchas personas implicadas, representada en la labor, el tesón y el carácter de los que han ido siendo sus coordinadores: José Luis Montón y Francisco Hijano.

Son muchas las anécdotas, curiosidades y certezas que se pueden contar, y algún día relatarán sus más cercanos protagonistas, sobre la trastienda de la organización de un evento de esta envergadura, que sigue fiel a su cita anual después de ocho años y que consigue completar su aforo de inscripciones en menos de 24 horas. Sin lugar a dudas, uno de los momentos más difíciles ocurrió cuando se trasladó la fecha de la 5.ª edición del mes de noviembre a febrero del año siguiente, y tuvo que replantearse toda la colaboración de la IRS, cuyo ejercicio económico se cerraba con el año.

Los problemas de financiación se han ido aliviando en parte con la constitución de la Fundación Pediatría y Salud y la alta valoración que de este curso hacen los pediatras de AP7 y las evaluaciones de calidad establecidas, lo que conlleva un mayor grado de compromiso por parte de la IRS y, en menor grado, de la administración sanitaria, aunque este es un tema no resuelto definitivamente.

Reuniones anuales de la AEPap

La necesidad de limitar el número de plazas de un curso práctico como es el Curso de Actualización, llevó a plantear a la AEPap la posibilidad de ampliar la oferta formativa para sus asociados.

Un acuerdo de colaboración con la Asociación Española de Pediatría (AEP) abría la posibilidad de celebrar una Reunión anual dentro del Congreso de la AEP, para fomentar la interrelación con los compañeros pediatras hospitalarios y las demás especialidades pediátricas y aumentar la visibilidad de la PAP entre los MIR de Pediatría. La I Reunión anual de la AEPap tuvo lugar en el 54.º Congreso de la AEP, celebrado en Murcia en el año 2005.

Lamentablemente, el carácter imperativo de algunos dirigentes en el seno de la AEP cerró pronto, solo un año más tarde, la posibilidad de trabajo conjunto... Definitivamente, no nos parecíamos en nada.

Lejos del desánimo, la AEPap decide proponerse un reto más para poder seguir ofertando actividades formativas de calidad, y llegar a un mayor número de pediatras de AP, y decide dar continuidad a sus reuniones anuales de manera independiente. En este año 2010, la AEPap celebra su 6.ª edición en Valencia.

Por su parte, la mayoría de las asociaciones regionales federadas vienen celebrando actividades formativas anuales de similares características, que en muchas ocasiones se nutren de los talleres y seminarios que se ofertan en el curso o reuniones de AEPap (y viceversa), consiguiendo así llegar a un número muy amplio de pediatras de AP (tabla 1).

Tabla 1. Principales reuniones científicas de la AEPap

La revista PAP

La Revista Pediatría de Atención Primaria (RPAP) se gestó a lo largo de 1998 en Exlibris Ediciones, con la voluntad de contribuir a la cohesión y robustez de un colectivo estratégico en la prestación de servicios especializados de salud dirigidos a la población infantil y adolescente, como era la pediatría de AP. Vio la luz el primer trimestre de 1999 y desde entonces ha cumplido con creces su papel colaborando en “la búsqueda de esa identidad en sus aspectos científico-técnico” y de desarrollo profesional8.

La biografía de la RPAP se ha ido escribiendo en sus páginas, firmadas por cientos de profesionales generosos y abnegados. Quienes la soñaron, quienes la pensaron, quienes le dieron intención y sostenibilidad e independencia, quienes le proporcionaron currículum afectivo, posibilidades de crecer con personalidad propia, y quienes la nombraron embajadora de su quehacer profesional e investigador son más que sus nombres y quedan para siempre en nuestra memoria colectiva10, junto con la sabia y generosa dirección de Ángel Hernández, piloto de excepción, y sin olvidar a la Junta Directiva de la AEPap, con Juan Ruiz-Canela al frente, y la gente de Exlibris Ediciones: Daniel Sánchez, Francisca Hernández y Patricia García; a todos ellos, gracias.

Su primer editorial fue una llamada general para reagrupar a los pediatras de AP, y encontró el caldo de cultivo apropiado en la iniciativa de diversos grupos de pediatras que, a lo largo del territorio nacional, se afanaban en la búsqueda de espacios de debate profesional y formación continuada; y así, solo un año después, se creó la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap)9.

Se habían tejido con mimbres parecidas y compartían fines y anhelos, estando destinadas a encontrarse y maridarse. Y así, en octubre de 2002 se firma un primer acuerdo de colaboración entre AEPap y Exlibris Ediciones por el que la RPAP se convierte en publicación oficial y órgano de expresión de la AEPap, aunque la revista ya venía incluyendo una sección llamada “Páginas de la AEPap” desde su número 9, del primer trimestre de 2001.

Desde el respeto mutuo, se establece una alianza entre la RPAP y la AEPap con el propósito de conseguir un efecto sinérgico, de forma que actualmente no se entendería la una sin la otra. Desde entonces se ha venido renovando periódicamente este acuerdo y la RPAP se ha convertido en el eco indiscutible de la Pediatría de AP9,10, conformando hoy el repositorio “genético” de la experiencia profesional y el conocimiento científico de esta especialidad en los últimos diez años. Y es el resultado del trabajo riguroso, esforzado y generoso de los pediatras de AP.

Por su parte, la RPAP se orienta por la exigencia de su contenido científico, la independencia de la redacción y la autonomía financiera, una fórmula que ha garantizado no solo la ausencia de conflictos de interés, sino también el respeto de la industria y de los diversos organismos científicos internacionales. Asimismo, ha apostado por su edición electrónica (www.pap.es) pasando por ser una de las pocas revistas científicas comerciales (sin financiación oficial) que se difunde on-line, a texto completo, y que han aceptado el Open Acess; si bien, la RPAP sigue cuidando a sus lectores que eligen la revista en papel.

Los logros están a la vista: 47 números ordinarios y 18 suplementos monográficos (tabla 2), y la confianza y consideración del conjunto de pediatras de AP como una herramienta útil para su formación y su práctica diaria7.

Tabla 2. La RPAP en cifras

Aun así, la revista se enfrenta a retos importantes como el de la sostenibilidad, que requiere asegurar la financiación, y la adaptación a las reglas cambiantes que impone el avance imparable de las nuevas tecnologías de la comunicación en un mundo globalizado.

Con todo ello, la experiencia en estos años ha sido más importante por la causa y las relaciones personales, las emociones, el entusiasmo de lo que se quería contar, sentirse rodeado de buenas personas, de un grupo humano entrañable, brillante, divertido, generoso y conectado, con el que sigue siendo muy grato compartir esta aventura. En este sentido, es importante subrayar cómo la editorial Exlibris ha estado y sigue presente en la vida de la AEPap, dando prestancia y prestigio a nuestra Asociación.

Otras publicaciones

Otras publicaciones de signo diferente han ido complementando la oferta de formación, docente y educativa de la AEPap. Todas ellas con el sello propio de calidad y aplicabilidad práctica para nuestro trabajo y para la atención que prestamos a la salud de la infancia y la adolescencia. Y todas, muy bien valoradas7.

Evidencias en Pediatría

Evidencias en Pediatría (EeP) es una revista electrónica cuyos contenidos son elaborados por el Grupo de Trabajo de Pediatría Basada en la Evidencia (GT-PBE), nacido en el seno de AEPap en el año 2002, y compuesto en la actualidad por pediatras que ejercen su labor en diversos ámbitos asistenciales, de Atención Primaria y atención hospitalaria, y que incorpora también miembros de diversos países de Latinoamérica.

EeP es una publicación secundaria. El objetivo de este tipo de publicaciones es rastrear periódicamente la literatura biomédica mundial, seleccionando y realizando una valoración crítica de sus artículos, conforme a unos criterios preestablecidos, de aquellos estudios metodológicamente válidos y clínicamente importantes. EeP sigue la tradición y metodología de otras revistas pioneras de este tipo, como Evidence-Based Medicine o ACP Journal Club, con la peculiaridad de ser la primera revista secundaria pediátrica y en español.

En la actualidad, el GT-PBE revisa más de 80 publicaciones, y somete los artículos seleccionados a un estricto proceso de lectura crítica siguiendo un procedimiento estructurado, en el que se evalúa la calidad metodológica del diseño del estudio y su relevancia clínica11. El objetivo final de los documentos resultantes es que el profesional sanitario tenga una visión clara, objetiva y no contaminada por potenciales conflictos de interés de los artículos que, por su contenido, pueden significar una mejora para la práctica clínica cotidiana.

Se edita con periodicidad trimestral desde la aparición de su primer número en diciembre de 2005; y lo hace con vocación de auténtico servicio público y siendo sus contenidos de acceso libre y gratuito.

En el presente año 2010, la revista ha pasado a formar parte del catálogo de publicaciones de la AEP; su apoyo incondicional al proyecto e “ideología” y la profesionalización de su gestión electrónica, responsabilidad de Exlibiris Ediciones, ha supuesto la introducción de novedades cruciales para mejorar el contenido de la publicación y su visibilidad. EeP dispone de un sitio web propio (www.evidenciasenpediatria.es/), que le permite incrementar la interactividad entre los autores de los artículos y sus lectores; y se suma al tren de las redes sociales para la difusión de sus contenidos: dispone de cuenta en Twitter (http://twitter.com/evidpediatria) y página en Facebook (www.facebook.com/pages/Evidencias-en-Pediatria/396993320672), y posibilita que todos los profesionales interesados puedan colaborar y publicar en la revista.

Esta política ha sido una de las claves para que en diciembre de 2009 la AEPap recibiera el Premio a la Calidad, en su apartado de Transparencia, del Ministerio de Sanidad y Política Social por el proyecto “Revista electrónica: Evidencias en Pediatría”, liderado por José Cristóbal Buñuel, Javier González de Dios y Paz González (junto con un número creciente de colaboradores), en reconocimiento a su importante aportación a la difusión del conocimiento aplicado a la práctica clínica de Pediatría.

Para el conjunto de pediatras de AP de este país, la labor realizada por este grupo de personas es impagable; el rigor, claridad y honradez de sus trabajos, y la generosidad que conlleva la transmisión de conocimientos y la difusión de información de calidad, verdaderamente, no tiene precio; y así es reconocido por todos nosotros.

FAMIPED

La AEPap promueve y edita la revista electrónica Familias, Pediatras y Adolescentes en la Red (FAMIPED); una revista de suscripción gratuita y acceso libre on-line (a través de su página web www.aepap.org), que bajo el lema “mejores padres, mejores hijos”, tiene por objeto facilitar a las familias y a los adolescentes información pediátrica veraz, fiable e inteligible para el público en general, basada en las mejores pruebas disponibles en el momento y que contribuye a su formación y educación en temas de salud.

Desde su creación, la AEPap ha tenido la necesidad de proyectarse hacia las familias y los niños y adolescentes como destinatarios principales de nuestro trabajo diario como pediatras. Así, al crearse su web en el año 2000 se decide impulsar un área dirigida a padres, con contenidos informativos y formativos de calidad, que rápidamente se convierte en una de sus páginas más visitadas; se abre entonces una nueva sección dirigida a los adolescentes, con una selección de temas relacionados con la salud que más preocupan a los adolescentes y jóvenes.

Dado que Internet no era entonces un fenómeno generalizado, se impulsa la edición de una nueva revista en formato papel dirigida específicamente a los padres y cuidadores de niños y adolescentes: INFOPADRES, con la finalidad de crear un espacio de diálogo e información entre padres, adolescentes y profesionales sanitarios sobre aspectos relacionados con la salud y la felicidad de nuestros hijos. A pesar de su buena acogida, problemas para su financiación y distribución hacen que solo se publiquen seis números.

Aun así, la AEPap siente y mantiene la prioridad de facilitar vías de comunicación con las familias, niños y adolescentes para canalizar y difundir información científica y veraz que pueda ayudarles a mejorar su salud global. Con el avance de las herramientas de comunicación, se decide entonces el desarrollo de una revista electrónica, FAMIPED, cuyo primer número aparece en junio de 2008.

Se amplía la visión del concepto de salud, para dar cabida a temas relacionados con la Pediatría, la Psicología y la Educación; se prioriza su carácter divulgativo con artículos breves, escritos con un lenguaje claro y comprensible para la población general y, además, se promueve la participación activa de padres, asociaciones de familiares y niños y adolescentes, con secciones propias, que tienen por objetivo que todos puedan compartir sus experiencias y vivencias y favorecer una comunicación bidireccional.

Además de una clara vocación por el rigor científico y la intersectorialidad, esta revista contempla también el aspecto de la multiculturalidad, sobre la base de la globalidad del medio que la acoge, Internet, y de la sociedad en la que se inserta, la España del siglo xxi. Por ello, algunos de sus contenidos son traducidos a otros idiomas hablados por muchos de los usuarios de las consultas actuales de los pediatras de AP. Así, se están traduciendo artículos al árabe, inglés, rumano, alemán, francés y portugués y la idea es ampliarla a otras lenguas de las comunidades más representadas en nuestro país, como el chino o el ruso.

El número de profesionales (pediatras, psicólogos, educadores…), padres y adolescentes que colaboran con la revista crece en relación al interés que suscita, al número de suscriptores y al de visitas a su página web. Entre junio de 2008 y septiembre 2010, con periodicidad trimestral, se han publicado nueve números y dos suplementos, con más de 100 documentos y diversos enlaces a páginas web o vídeos de interés, que aportan otras miradas sobre la infancia. Los suscriptores a su boletín electrónico superan los 2600, si bien todos los artículos son de acceso libre y descargables a través de la web www.aepap.org (con un promedio de 10 000 visitas mensuales).

Queremos destacar también que FAMIPED tiene una buena acogida entre sus lectores, como lo expresan muchos de los correos electrónicos recibidos, algunos felicitando a la revista por sus contenidos, otros solicitando información sobre algún tema clínico concreto y, finalmente, algunos ofreciendo su colaboración para escribir artículos.

De esta forma, la AEPap presta un servicio público a nuestra sociedad desde un medio tan universal como Internet, facilitando, además, la comunicación entre profesionales, adolescentes y familias y aportando información y formación de calidad para todos.

FAPap

Formación Activa en Pediatría de Atención Primaria (FAPap) es el programa de formación continuada de la AEPap. Tiene como objetivo fundamental proporcionar a los pediatras, residentes de Pediatría y a los médicos implicados en la atención a la población infantil, una herramienta de formación basada en el programa de Pediatría de AP.

Cuando en febrero de 2008 Juan Ruiz-Canela, entonces presidente de la AEPap, propuso al Grupo de Docencia liderar un programa de formación continuada, Begoña Domínguez, entonces coordinadora del Grupo, saltó cual resorte, asumió el proyecto y reunió a los miembros del que posteriormente sería su comité de redacción. Esto suponía la posibilidad de materializar un plan de formación basado en el programa de capacitación específica en Pediatría de AP, dirigido a pediatras de AP y realizado por pediatras de AP, es decir, por y para nosotros.

Tras mantener una primera reunión con la editorial ARS XXI, promotora del proyecto, se constituyen los diferentes Comités, de Redacción, Editorial y de Dirección, formados por pediatras de AP, cuyo ímpetu y motivación consiguen que en junio del año 2008 salga el primer número de FAPap.

Cada número fue precedido de reuniones nocturnas por skype en las que se diseñaba el contenido de la revista, se seleccionaban temas de interés y autores cualificados, con el apoyo permanente de los Grupos de trabajo consolidados de la AEPap. Con gran esfuerzo de las personas que forman parte de sus Comités, fueron publicándose los seis primeros números, en formato papel y soporte digital; todos obtuvieron un gran reconocimiento científico gracias al trabajo meticuloso y desinteresado de los autores.

Cuando todo hacía pensar que FAPap se estaba consolidando, comenzaron los problemas derivados de la falta de solvencia económica de la editorial. Se temió por su futuro, pero solo cabía una opción: buscar una nueva editorial para continuar con el proyecto… Y la encontramos.

Otra vez Exlibris Ediciones y AEPap confían mutuamente, dando cobertura y soporte seguro a la nueva FAPap, ahora solo en formato digital: www.fapap.es. Las reuniones ahora son presenciales en Madrid, y en sábado, y estamos mejor organizados: “la experiencia es un grado”. El objetivo es el mismo, ser una herramienta de formación acreditada y caracterizada por su rigor profesional, por su transparencia y por la participación de los pediatras de AP, y accesible desde todos los lugares de trabajo, sean rurales o urbanos. La ilusión es mayor.

Los contenidos de la revista incluyen temas de prevención, actualización y puesta al día de problemas de salud, capacitación en técnicas, mejora de las competencias esenciales, de la capacidad docente y lectura crítica de novedades en Pediatría. Para estimular el uso de diversas herramientas de autoaprendizaje, se ofrece al lector material adicional que amplía el tema tratado y al que se accede mediante claros pictogramas activos, entre los que destacan las presentaciones en PowerPoint, los casos clínicos interactivos, los bancos de imágenes y vídeos y la ampliación de información, todo ello descargable a través de la web de FAPap.

Los autores son fundamentalmente pediatras de AP y los artículos son eminentemente prácticos, dando respuesta a sus necesidades de formación y al desarrollo de habilidades en la práctica clínica diaria, con rigor científico y profesional. El programa de formación de FAPap permite la obtención de acreditación otorgada por la Comisión de Formación Continuada del Sistema Nacional de Salud.

Debemos recordar que, recientemente, la AEPap ha elaborado y publicado el Programa de Formación del Área de Capacitación Específica en Pediatría de Atención Primaria12.

Programa de Salud Infantil

El Programa de Salud Infantil (PSI) es un programa/guía que expone las actividades de prevención de la salud en la infancia y la promoción de hábitos saludables en niños y niñas de 0 a 18 años recomendadas en el ámbito de la AP.

Editado por la AEPap en enero de 2009, el PSI pretende ser un referente actualizable para los profesionales de la salud y las instituciones en todo el estado español. Se trata de un instrumento de consulta y de ayuda para la realización de actividades preventivas y la organización en los equipos de Pediatría de AP basado en la eficiencia, la equidad, la accesibilidad a los servicios y en las mejores pruebas científicas existentes en el momento de su publicación.

La edición del programa tiene un formato y un contenido prácticos que permiten la consulta rápida y el uso cómodo, para facilitar la toma de decisiones en cada momento.

El PSI es un documento de consenso en cuya elaboración se ha priorizado la participación del mayor número de profesionales de la salud y el debate de todos los documentos previos a su edición. Bajo la coordinación de Javier Soriano, han participado 47 pediatras y 11 enfermeras/os de las diferentes comunidades autónomas. Contiene un total de 621 páginas, 186 anexos, 403 referencias bibliográficas y 853 entradas en el índice analítico.

Un objetivo primordial para nuestra asociación es mantener actualizado este programa con las mismas premisas metodológicas de sus inicios:

  • Actualizaciones basadas en pruebas científicas, aceptadas, eficaces y aplicables en la población infantil y en nuestro sistema sanitario; sin riesgos o efectos secundarios, y sostenible social y económicamente.
  • Participación de los pediatras, con preferencia de los de Atención Primaria.

Para ello, el instrumento más idóneo es la utilización de la Web 2.0. Un proyecto que aspira a la creación de una red social on-line para el desarrollo de trabajo colaborativo entre las personas que se suscriban, el aprendizaje y la construcción de nuevos conocimientos y habilidades, etc.

Objetivo: una formación de calidad

Este sigue siendo uno de los pilares estratégicos de la AEPap.

Para terminar, de un lado queremos resaltar lo que los pediatras de AP piensan respecto de los logros alcanzados por la AEPap en el ámbito de la formación y de los objetivos planteados para seguir mejorando en el futuro7 (tabla 3).

Tabla 3. Resultados de la Encuesta AEPap 10 años en los aspectos relacionados con la formación

Pero, también, de la lectura de este capítulo se puede concluir una vez más que si algo caracteriza a los diferentes grupos de la AEPap es su espíritu inquieto y buscador de la verdad científica; aunque su principal “tesoro” reside en la capacidad de trabajo, motivación, generosidad y esfuerzo de equipo de las personas que los integran, verdadero motor de los logros conseguidos y que han contribuido a dignificar nuestra profesión y la posición que ocupa en la organización sanitaria.

Por ello, ante el futuro incierto que se nos presenta, por la variabilidad de situaciones profesionales y la escasez de recursos humanos, es necesario seguir fomentando la participación de pediatras, especialmente entre los más jóvenes, en el seno de la AEPap y en sus secciones y grupos de trabajo; manteniendo siempre cohesión, liderazgo, valentía, capacidad de debate y adaptación a los cambios sociales y organizativos sin dejar de ser pediatras de AP, orgullosos de ser quienes somos.

Esperamos que la lectura de estas líneas sirva de estímulo para muchos de ellos, en la certeza de que encontrarán una fuente de oportunidad para la promoción personal y el desarrollo de sus inquietudes profesionales.

Bibliografía

  1. Estatutos. Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap). Madrid, 18 de junio de 2004. Disponible en www.aepap.org.
  2. Morell Bernabé JJ, Álvarez Gómez J, Mola Caballero de Rodas P. Situación actual de los pediatras de Atención Primaria en Extremadura y Asturias: Resultados y conclusiones de una encuesta. Rev Pediatr Aten Primaria. 2000;2:543-52.
  3. Mora Gandarillas I. Resultados de una encuesta sobre la situación actual de la Pediatría de Atención Primaria en Castilla y León. Rev Pediatr Aten Primaria. 2002;4:197-208.
  4. González Rodríguez MP, Sueiro Pita B, Carnicero Pastor MJ. Situación actual de la Pediatría de Atención Primaria en Madrid. Rev Pediatr Aten Primaria. 2003;5:375-84.
  5. Plan de Formación Continuada de la AEPap. Marzo de 2004. Documentos AEPap. Disponible en www.aepap.org.
  6. Código de Responsabilidad Ética de la AEPap en relación con la Industria. Murcia, 3 de junio de 2005. Documentos AEPap. Disponible en www.aepap.org.
  7. Morell JJ, Ugarte R. Resultados de una encuesta on-line sobre valoración del trabajo realizado por la AEPap en sus 10 primeros años. Noviembre-Diciembre 2009 (datos no publicados).
  8. Editorial. Pediatría de Atención Primaria, nuestro espacio de reflexión, debate y encuentro. Rev Pediatr Aten Primaria. 1999;1:9-12.
  9. Editorial. Revista Pediatría de Atención Primaria, publicación oficial de AEPap. Rev Pediatr Aten Primaria. 2002;4:561-2.
  10. Junta Directiva de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap). Los 10 primeros años de la Revista Pediatría de Atención Primaria. Rev Pediatr Aten Primaria. 2008;10:587-90.
  11. Buñuel Álvarez JC, González Rodríguez P, González de Dios J, Cuervo Valdés JJ. “Evidencias en Pediatría”: un nuevo camino, el mismo entusiasmo. Evid Pediatr. 2010;6:1.
  12. Programa de Formación. Área de Capacitación Específica en Pediatría de Atención Primaria. 1.ª ed. Madrid: Exlibris Ediciones, S.L.; 2010.

 


Comentarios

Este artículo aún no tiene comentarios.

ISSN 2174-4106  Publicación Open Acess, incluida en DOAJ, sin cargo por publicación.

Política de Privacidad | Mapa Web | Copyright 2017 Lúa Ediciones 3.0 | Contacto